Maria Lopez

Amanecio

Amanecía y me asome a la ventana envuelta en una sabana blanca. Mire como los rayos del sol saltaban sobre las olas mientras el viendo jugaba entre mi pelo.
De repente, te oí suspirar entre sueños, me recorrió un escalofrió. Sonreí al ver tu cara apoyada en la almohada y note una calidez rondando mi ombligo que me hizo recordar la noche y la historia de lo nuestro…

 
Aquello fue como todo entonces, un deseo por crecer por sentirte mejor, un juego que comenzó como todos, en el patio del colegio… una mirada, un gesto, un empujón, un cruce de insultos,… y terminó también como todo, deprisa y con lágrimas.
 

 
Porque lo vivimos deprisa y nos quemamos muy pronto, como una cerilla en una hoguera de San Juan. Bendita juventud, bebíamos los vientos el uno por el otro, hasta emborracharnos, nos tomamos la ultima botella de la caja de Pandora y amanecimos con resaca. Se habían ido el fuego y la borrachera dejándonos solo a nosotros, dos pajarillos que habían dejado el nido volando juntos pero que debían seguir el vuelo solos.
 

 
Yo me di cuenta primero, te dije adiós y quise volar, pero todavía no sabia hacerlo sola, salí a la vida volando a ciegas, dando tumbos, tropezando contra todo lo que me recordaba a ti… durante años… hasta anoche…
 

 
Anoche choque contigo, otro juego del cielo que volvió a juntar nuestros destinos, que hizo que por unas horas volviera a sentirme como antes, como si aun fuera la primera vez que sentía…
 

 
Pero ahora los sentimientos se agolpan en mí, y pienso, y tengo miedo… Miedo a tantas cosas, a ti, a mí, a los dos, a que te alejes, a que te quedes…
 

 
Tiemblo solo de pensar que hayamos vuelto a hacerlo, que hayamos quemado demasiado deprisa lo único que quedaba entre nosotros, que el amor de ese recuerdo ardiera anoche entre la pasión y las sabanas blancas. Temo que esto se convierta en el fin de la hoja de nuestra historia, que entonces por inexperiencia o inocencia dejamos incompleta.
 

 
Te escucho bostezar, la ropa de cama resbala, tus pies chocan contra el suelo, me llamas, te acercas, lo se, lo noto, me rozas, me abrazas por la espalda y yo, tiemblo.

 

All rights belong to its author. It was published on e-Stories.org by demand of Maria Lopez.
Published on e-Stories.org on 12/19/2005.

 

The author

 

Comments of our readers (0)


Your opinion:

Our authors and e-Stories.org would like to hear your opinion! But you should comment the Poem/Story and not insult our authors personally!

Please choose

Previous title Next title

Does this Poem/Story violate the law or the e-Stories.org submission rules?
Please let us know!

Author: Changes could be made in our members-area!

More from category"Love & Romance" (Short Stories)

Other works from Maria Lopez

Did you like it?
Please have a look at:

Humo - Maria Lopez (Love & Romance)
Heaven and Hell - Rainer Tiemann (Humour)